LOGOTIPO-CSF-BLANCO

Sorprende a tu pareja este San Valentín con estos consejos.

Queda menos de un mes para la celebración más romántica del año: San Valentín. Las parejas preparan sus regalos y buscan maneras de sorprender a la persona que más aman en este día tan especial.

Queda menos de un mes para la celebración más romántica del año: San Valentín. Las parejas preparan sus regalos y buscan maneras de sorprender a la persona que más aman en este día tan especial.

Sin embargo, muchas veces buscamos salirnos de lo típico y sorprender a nuestra pareja ¡aunque esto no es nada fácil! El hecho de que sea una fiesta romántica nos hace rechazar planes que pensaríamos para su cumpleaños o para alguna celebración más general como la navidad o los reyes magos.

Aun así, no debemos olvidar que, aunque nos enfoquemos en el romanticismo por encima de todo, también somos parejas y personas diferentes, lo que quiere decir que no tenemos por qué regalar bombones o rosas si no queremos repetir el mismo plan que todos los demás ¿Dónde estaría entonces la originalidad?

En este artículo encontrarás una serie de ideas y consejos que puedes ir preparando para celebrar un San Valentín como ningún otro. Aunque, ten en cuenta que nosotros no podemos conocer a tu pareja por ti, así que ¡vas a tener que conocer sus gustos y saber cómo puedes sorprenderle!

San Valentín; qué debemos saber acerca de esta celebración.

San Valentín es una festividad que se celebra el 14 de febrero en muchos países alrededor del mundo.

Sus orígenes se remontan a un sacerdote cristiano llamado Valentín que vivió en el siglo III en Roma. A su historia se le atribuye el hecho de haber casado a parejas en secreto a pesar de la prohibición del emperador Claudio II El Gótico, quien había prohibido el matrimonio para los jóvenes solteros, creyendo que los hombres solteros sin esposas eran mejores soldados.

El sacerdote fue descubierto y condenado a prisión, donde un oficial que se encargaba de vigilarlo le retó a sanar a su hija Julia, que había nacido ciega. Éste le devolvió la visión en nombre de Dios, pero de poco le sirvió, ya que sólo logró que toda la familia del oficial se convirtiera al cristianismo. Con el tiempo, fue lapidado y decapitado, y muchos aseguran que Valentín vivió enamorado de Julia (la chica a la que devolvió la vista) a la que le mandó una carta antes de morir en la que escribió “de tu Valentín”.

Con el paso del tiempo, se santificó a Valentín y se decretó su celebración el día 14 de febrero, convirtiéndolo así en mártir celebrando el día de su muerte. Sin embargo, hoy día esta fiesta representa una celebración mucho más comercial y abierta, puesto que ya no sólo se celebra el día del amor en sí mismo, sino también el día de la amistad.

Entendemos que el intercambio de cartas románticas se basa en la carta que le mandó como señal de amor Valentín a Julia, aunque también ha dado lugar a otras costumbres como hacer regalos tales como chocolate, ramos de flores u ositos.

El color rojo de esta fiesta se asocia a la pasión y al amor. De igual forma, los corazones y las flechas se atribuyen al hecho de estar enamorados y al Dios Cupido.

Ideas que pueden sorprender a tu pareja este San Valentín.

Regalar bombones, peluches o flores son ideas que nunca fallan. Sin embargo, nosotros te vamos a proponer planes un poco más originales para que este San Valentín sea distinto al que estáis acostumbrados:

  1. Una cita en un lugar especial para vosotros.

Seguro que os conocisteis en un lugar especial, u os disteis vuestro primer beso en un rincón que ya no será un lugar cualquiera. Si no habéis vuelto a pasear por ese mágico lugar, puedes aprovecharlo para sorprender a tu pareja y crear recuerdos nuevos en vuestro lugar especial.

Para hacerlo más divertido te proponemos un plan diferente: prepara una serie de pistas que lleven a lugares que tengan un interés especial para vosotros; el café donde quedabais, el restaurante donde vais cada aniversario, el cine donde vais cada fin de semana, etc.). Cada pista puede estar acompañada de una pequeña nota romántica o un pequeño regalo que promueva el interés a llegar a un sitio aun más romántico y especial que los que estáis visitando.

Al llegar al destino, seguro que se sorprenderá y recordará ese San Valentín como uno de los más especiales que tuvisteis.

  1. Noche de cine en casa.

Puede que estés pensando “¡Ver películas en casa es algo rutinario!” Aun así, cualquier acto rutinario puede acabar siendo diferente si así lo deseas.

En lugar de ver cualquier película que os llame la atención, podéis hacer un maratón de películas que os gusten o si prefieres sorprenderle, preparar un maratón de sus pelis favoritas.

Además, ¡puedes preparar algo rico para cenar! Prepara sus patatas favoritas, bocadillos ricos o incluso disfraces para cada película ¡seguro que se pone muy feliz!

  1. Preparad algo rico juntos.

La comida une a las personas, y cocinar puede acabar siendo muy romántico y divertido.

Buscad un plato que os encante y pasad el tiempo juntos cocinando. Luego, cuando probéis vuestra comida, todo os sabrá mucho más especial porque lo habréis cocinado juntos.

Oye, y también puedes encargar un desayuno romántico a casa para sorprender a tu pareja.

Y es que ya lo saben bien los profesionales de La Frolita: ¡Cuando tu pareja vea los gofres y dulces tan increíbles que entran en casa sin tener que ir a comprarlos, se sorprenderá muchísimo!

  1. Regalos con fotos o sesión de fotos.

¿Te imaginas montar un puzle juntos de una foto vuestra? Para ello, puedes escoger una de vuestras fotos favoritas y enmarcarla en detalles personalizados, como un puzle. También puedes enmarcar fotos bonitas en un marco personalizado con pegatinas y detalles que recuerden a vuestra relación.

Por otra parte, también puedes regalarle a tu pareja una sesión de fotos en un parque, una playa e incluso en casa con una ambientación especial. Contacta con un fotógrafo profesional o un estudio y haz de este día un día de lo más especial para recordar.

  1. Escapada de fin de semana sorpresa.

¡Las escapadas románticas nunca fallan! Planea una escapada de fin de semana a un lugar que a tu pareja le encantaría visitar. Te recomendamos mantener el destino en secreto hasta que lleguéis al aeropuerto o al coche, así será una verdadera sorpresa.

  1. Noche romántica bajo las estrellas.

¿Y si el mejor plan es ir con una manta cómoda a una playa o a un parque, a ver las estrellas?

Observar las constelaciones o la vía láctea puede ser un plan de lo más romántico. Además, hay muchas ocasiones en las que se pueden ver lluvias de estrellas, lo cual hace que el ambiente sea aún más especial.

Eso sí, te aconsejamos ir a un lugar alejado de la contaminación lumínica, sobre todo si deseas ver la increíble vía láctea. Los campos alejados de la ciudad e incluso la playa son una buena opción, ya que en estas fechas no hay mucha gente por allí.

  1. Libro romántico que incluya todas las razones por las que amas a tu pareja.

¡Un regalo manual siempre es un acierto! Y más aún, si se trata de un libro o un álbum en el que recoges todas las pequeñas y grandes razones por las que amas a tu pareja.

Y si no te sientes creativo, no te preocupes. Existen libros que te ofrecen posibilidades de personalizar este tipo de contenido, y en los que vienen ya recogidas muchas frases y citas románticas que estamos seguros que tu pareja amará por el simple hecho de dedicárselo.